fbpx

Network Management System para controlarlos a todos

 In Network Management System

Ese momento, ese bello momento en el que configurabas las redes de la empresa, los dispositivos conectados, y te limitabas a solventar problemas ocasionales que surgiesen, es parte del pasado. De un lejano pasado.

Hoy, las redes tienen vida propia; el WiFi ha llegado a las tostadoras, a las neveras, y a los móviles de cada una de las personas que forman parte de la empresa, aunque la salvación se vislumbra en el horizonte: un Network Management System para controlarlos a todos.

¿Qué es Network Management System?

NMS, o sistema de gestión de redes, es la manera de gestionar tanto el software como el hardware de toda una infraestructura de red de manera centralizada: un solo puesto de control recibe los eventos y notificaciones de cada uno de los elementos conectados a la red, e interactúa con cada uno de ellos (y con el propio sistema) de manera sencilla y directa.

En redes dosmésticas o pequeñas empresas no es estrictamente necesario un NMS, sin embargo, piensa en un centro de datos con cientos de dispositivos conectados: sin una gestión centralizada, la locura está asegurada.

¿Cuáles son las ventajas del Network Management System?

NMS identifica

Un sistema de gestión de redes ofrece visibilidad en tiempo real de dos aspectos clave: los dispositivos conectados (dirección MAC e IP de los dispositivos, los puntos de acceso a los que están conectados y la velocidad de conexión) así como la velocidad y cobertura de la señal (una visualización gráfica del funcionamiento de la radiofrecuencia), lo cual nos permite identificar y atajar problemas de manera eficiente.

NMS configura

En una empresa, no solo es necesario configurar los dispositivos por primera vez, sino que es clave mantener una serie de actualizaciones y puestas a punto de manera periódica. Con NMS se acabó el desplazarte de puesto en puesto, ya que un sistema de gestión integrado permite realizar todas estas operaciones desde un solo lugar: control sobre cada operación.

NMS monitoriza

¿Cuántos dispositivos hay configurados en este momento? ¿Cuál es el rendimiento de los dispositivos conectados? Si se produce una caída, ¿a qué dispositivos afecta? En caso de que detectemos un intento de intrusión informática, ¿afecta a todos los dispositivos o está localizado?

Esta monitorización, que se realizaba a mano, dispositivo por dispositivo, dando más paseos en desplazamientos que monitorizando el estado de los mismos, es una de las principales razones por las que el NMS es tan tremenedamente valioso.

NMS coordina

Uno de los mayores retos a los que se enfrenta un ingeniero de redes es a ser capaz de gestionar los múltiples dispositivos que dependen de la red, por lo que un sistema de gestión centralizado es una bendición caída del cielo. Coordinación en su máxima expresión.

NMS solventa problemas

Gracias a los puntos anteriores, NMS no solo facilita la identificación, configuración, monitorización y coordinación, sino que previene múltiples problemas que se presentan en una gestión de sistemas complejos de redes. ¿Solucionar problemas? De acuerdo. ¿Evitar problemas? Mucho mejor.

Ibaru, ¿me ayudas a implantar un NMS en mi empresa?

¡Por supuesto! Si te has quedado con alguna duda, contacta con Ibaru y las despejamos, además de configurar el mejor sistema de gestión de redes para tu proyecto. Te lo mereces.

Recent Posts