En qué mundo vivimos

No tendría mucho sentido que en un mundo como el nuestro, en el que la tecnología cada vez copa más parcelas de nuestra vida y entorno, no se desarrollara una seguridad apropiada para estos avances.

La ciberseguridad vaya seguramente más allá de lo que tienes en mente.

  • Correo SPAM.
  • Ventanas de navegación emergentes.
  • Virus en dispositivos de almacenamiento

La información es el bien más importante de nuestros días.

Ya ni siquiera el dinero ocupa el primer lugar. El robo de información o la pérdida aunque sea por motivos ajenos es cada vez más frecuente.

La inversión de la industria tiene hoy mucho que ver con la gestión de la información por la cual llegan a través de las nuevas tecnologías.

Según el Informe 2017 Global Information Security Workforce Study, elaborado por (ISC)2 se habla de 1,5 millones de vacantes para el año 2020 en un puesto relacionado con la ciberseguridad.

La Ciberdelincuencia

La información llega a través de numerosos medios, por eso toda la precaución usada es poca.

Ya no es únicamente la irresponsabilidad de navegar en la red, sino los ataques intencionados que puede sufrir una empresa que opera tras la red.

Ya todo está bajo el paraguas del ecommerce y es muy difícil desligarse de estos avances incluso para una PYME.

La exposición de estos recursos tan valiosos sean propios del negocio o de los clientes pone en riesgo tus capacidades como empresa, lo cual hace perder de forma repentina la confianza en todos aquellos que te rodean.

Casos como Wikileaks dejan patente lo fácil que es llegar a esta información con un bagaje informático.

Es por eso que el Gobierno de EEUU emplea casi 13.000 millones de dólares para evitar ser invadido por estos ataques .

Si internet no tiene fronteras, ¿por qué iba a tenerla este tipo de delincuencia?

Además, la frecuente conexión entre dispositivos distintos de nuestra propiedad facilita la irrupción del Malware.

Los peligros que entraña este acoso puede dar lugar a:

  • Una Ciberguerra (de índole más político).
  • El Ciberterrorismo (entra en juego el chantaje, la humillación del ciudadano).
  • El  Cibercrimen (lucrarse de una información).

Ni qué decir tiene del espionaje que, a través de nuestros móviles se realiza hacia nuestra persona.

En un sentido más amplio, también se puede hablar de métodos de phishing en el ámbito de la banca online, de ataques DDoS y de la creación y difusión de programas a los que se recurre con fines ilegales en el ámbito de la delincuencia informática.

Cómo actuar

Lo primero es prevenir. Usar contraseñas seguras, cortafuegos óptimos.  Sin parches, es mucho más fácil que lleguen a tus datos y se apropien de ellos de forma ilegítima.

Lo más importante:

Detectar cuáles son las posibles amenazas en tu sector. Ante todo, hay que tener unas bases de prevención.

El siguiente paso sería localizar el lugar en el que se ha producido la brecha. Por eso, sería imprescindible aliarse con un equipo profesional y un antivirus que pueda subsanar el error.

Como el ataque tiene que ver con el acceso a la red, lo más inmediato es desconectarse de internet.

Y, por supuesto, llevar a cabo todos los cambios de contraseñas y comprobar todo lo que puede mostrarse diferente, por mínimo que sea, algún resquicio de esta infracción. 

Mantén siempre tus equipos actualizados y protegidos y ten siempre un buen equipo humano que vele por la seguridad de tu información.

En IBARU somos expertos Consultores en Ciberseguridad con índices de éxito muy elevados. Contáctanos y te informamos de como proteger tu negocio.

Déjanos tus datos

Recueda además que puedes escribirnos o contactarnos directamente