fbpx

5 claves para proteger la red de mi empresa ante zombis

 In SysAdmin

Zombi es una computadora que funciona de manera normal (o aparentemente normal) pero que, a la vez, está siendo manejada por un feo malware que ha infectado los ordenadores de tu empresa convirtiéndolos, de este modo, en un silencioso ejército zombi.

Las botnets son redes de zombis que se usan para perpetrar ataques DDOS, es decir, ataques de denegación de servicios a empresas, instituciones e, incluso, organismos como la CIA o el FBI. De este modo, es tu IP la que “ataca” a ese servidor, mediante DDOS, phishing, spam e incluso el envío de archivos en tu nombre, por lo que la identidad real de quien lo perpetra no se filtra.

Ahora que ya sabes los riesgos zombis en los que incurres, vayamos al grano: ¿cómo proteger la red de mi empresa ante zombies?

1. Un buen antivirus

Es sorprendente la reticencia de muchas empresas a instalar un antivirus y un antimalware de pago, cuando el coste que te acarrea una operación de desinfección y contención es muy superior al coste anual del antivirus.

La primera barrera de entrada, cuanto más fuerte (y antivírica) mejor.

2. Las actualizaciones, al día

Nos faltan dedos de la mano para contar el número de empresas que utilizan un Windows sin actualizar desde hace años, un CRM obsoleto o un Explorer (sí, Internet Explorer aún existe, por desgracia) que lleva años sin recibir una actualización de seguridad decente.

Si cualquiera de los programas que utilizas han dejado de actualizarse, es el momento de dar el salto a tecnologías modernas y con una seguridad constrastada, en Ibaru te podemos echar una mano con la transición a la nueva tecnología, y los quebraderos de cabeza que te vas a ahorrar bien merecen la pena el esfuerzo.

3. El correo electrónico

La vía principal por la que accede la gran parte del malware que infecta a un PC, convirtiéndolo en un zombi calmado y latente, es sin duda el correo electrónico. ¿Un ingreso con el que no contábamos que supuestamente se encuentra retenido en el banco? ¿Un mail de un contacto mal escrito y con faltas de ortografía? ¿Un correo con un dominio sospechoso? ¡Huye!

Es importante no confiar al 100% en los correos enviados por nuestros contactos, amigos o conocidos, dado que su ordenador puede ser el zombi y estar propagando la infección entre su lista de correo.

4. La educación como protección

La cadena es tan fuerte como el eslabón más débil, por lo que ese eslabón será el primero que se ataca… y que caerá, por supuesto.

Por ello, de nada nos vale que el equipo técnico sea un compendio de buenas virtudes técnicas y de seguridad, si el resto de empleados no son conscientes de los riesgos que el correo, las redes sociales o la navegación por internet entrañan, no solo para nuestros equipos, sino para la red en la que se establecen los mismos.

La educación es en este ámbito clave: mostrar riesgos, fallos y procedimientos a todos los miembros de la empresa nos ahorrará muchos dolores de cabeza, especialmente al departamento técnico.

5. Sentido común

El sentido común, en ocasiones el menos común de los sentidos, es clave a la hora de proteger la red de ordenadores de nuestra empresa. Las prisas, las reacciones instintivas y no basadas en datos, y las tomas de decisiones impulsivas son enemigas íntimas del sentido común.

Por ello, establecer una serie de hábitos y protocolos que beban de la seguridad y del sentido común, más allá de nuestras creencias y opiniones, redunda en que huiremos más fácilmente de riesgos (y de ordenadores zombis).

¿Quieres que tu empresa esté 100% protegida? En Ibaru te ayudamos a centrarte en lo realmente importante: tu negocio. Contacta ahora con nosotros.

Recent Posts
Nube privada, pública o híbridaQué es un consultor tecnológico